sábado, 16 de noviembre de 2013

15




hay paciencias
que los animales de la soledad
saben
ingobernables





6 comentarios:

María Bartolomé dijo...

Y qué razón en diez palabras.

el maquinista ciego dijo...

...y tan ingobernables! y a veces, además tragan con gran voracidad cualquier posibilidad de disfrutar tranquilamente de ese tiempo solitario...

Hermoso poema-animal, Leo.

bicos!

Leo Mercado dijo...

Gracias por pasar, María.
Un beso.

Leo Mercado dijo...

Gracias a vos también, Susi.
Abrazos.

Darío dijo...

Wowwwwwwwwwwww, yessssssss...

Leo Mercado dijo...

!!!!!!!!!!!!!!