domingo, 2 de diciembre de 2012

Contrariedades

.
.
.
                                                                                      a Caro

A fuerza de contrariedades, reafirmo esa dulzura punzante que me maniobra el metatarso (aquello que ignoro si no fuera por el advenimiento preciso de tu risa desbocada), y que yo procuro compartir con mis compañeros de usanza del colectivo, a fuerza de besos que no doy, de abrazos que no tengo, de iras que me engullo y me guardo para mí mismo; a fuerza de un tendón inflamado en mi mano oeste, que no acaricia tu cara, pero que la dibuja tenuemente en el vaho de la ventanilla.
.
.
.

6 comentarios:

María Sotomayor dijo...

Tengo vaho en los ojos, ahora mismo.

M.

merce dijo...

Exquisita belleza.....!!!!!!!!



Un abrazo Leo

Yashira dijo...

Qué bonita dedicatoria.

Saludos Leo.

Anónimo dijo...

Tal vez , salvo vos, yo sea la única persona capaz de interpretar en su totalidad este texto. Pasa el tiempo y no dejo de maravillarme con tus escritos ni de sentir mariposas en el estómago cada vez que me encuentro en uno de ellos. Gracias, por llenarme los días, los años, la vida.

Caro

Leo Mercado dijo...

(el sentimiento es mutuo)

Leo Mercado dijo...

María, Merce, Yashira:
Muchas gracias por las palabras.
Besos.