viernes, 11 de mayo de 2012

XX

.
.
.
uno nace diminuto
miserable

y así anda
uno
por la vida

                      diminuto y miserable

hasta que ella nos mira
con sus ojos mar
.
.
.

16 comentarios:

El Joven llamado Cuervo dijo...

Y entonces se nos infla el pecho y creemos otra cosa...

Leo Mercado dijo...

Y..., como diría la Palma: "nos crecemos".

lobamarino dijo...

Y la ola se expande
Muy bello
Besos

Leo Mercado dijo...

Absolutamente, loba...
Muchas gracias.
Abrazos.

Noelia Palma dijo...

voy a decir algo muy cursi pero muy cierto: es tan difícil que nos miren así... lo bueno es que tenemos la sensibilidad justa para captar eso, que no es poco.
no es nada poco

TQ, Leíto

Anónimo dijo...

Un espejo transparente , hasta que alguien ( solamente alguien) llega y se refleja. Entonces se convierte en mar.

Un XX magistral.

Leo Mercado dijo...

Gracias por las palabras, Noe.
Sos una gran amiga.
Besos.

Leo Mercado dijo...

Sí, pez mío.

camino roque dijo...

bonito

Nueva Luna dijo...

la magia del amor...Besos

Leo Mercado dijo...

gracias

Leo Mercado dijo...

Gracias a vos también, N. L.

Guillermo Escribano dijo...

Hola, Leo
Lo siento mucho pero me gusta. Ya sabes lo que eso significa.
Por si fuera poco lee aquí:
http://www.ecceappropinquathora.com/2012/05/liebster-blog-award.html

Leo Mercado dijo...

Una lástima, Guillermo. Odio cuando te gusta lo que escribo. Y cuando lo comentás, más aun. Ya sabés lo que eso significa.
Abrzos.

LIdia Fernandez dijo...

y nos dice: pez

Leo Mercado dijo...

Si, Lidia: nos dice pez. Y entonces las escamas no nos parecen algo extraño...