sábado, 3 de septiembre de 2011

Trampa

.
La niña tortuga vive corriendo, paradójicamente. Un segundo aquí, otro más allá. Y uno nunca puede asirla por completo. Yo entonces le escribo unos versos. Dos o tres, solamente, para que no llore. Y un relato sin sentido, como éste, por ejemplo, en el que la tengo al menos el tiempo que tardan sus ojos en pintar estas palabras.

30 comentarios:

Lucas Fulgi dijo...

Cautivante, tu trampa.

Saludos

Noelia Palma dijo...

ayyyy para que no llore....

Anónimo dijo...

Un relato que se tatúa para siempre, en un caparazón enamorado. Y eso es mucho más tiempo que el que tardan esos ojos en leer

Maritza dijo...

Muy bello.
Emociona.

Abrazos miles.

Mayte Piera dijo...

Qué bello y qué tierno!
Besos

Elena Lechuga dijo...

¿y tú dónde estás atrapado, Leo?
¿cuándo te dejas asir?

Carina Felice, Photography dijo...

Debe ser una delicia sentarse a observarla, y pintar palabras que la describan.
Un abrazo:)

LIdia Fernandez dijo...

Qué bueno!! A veces pienso que se es poeta por el pudor de mostrar. Hermoso lo tuyo, como siempre

Anónimo dijo...

Y las tortugas comen lechuga...

Nueva Luna dijo...

Y seguro ya no llora después de leer tus letras que, ¡otra que no tienen sentido LEO!
Otra vez pido perdón por haberme confundido! Realmente me gusta mucho como escribís. Tu sensillez tan profunda me atrapa. Gracias. Aprendo mucho de vos.

noe dijo...

Las palabras a veces poseen ese don, el de asir por segundos a alguien escurridizo, el de consolar, el de estar más cerca de alguien, ...pero también a veces nos alejan.

Bss

Leo Mercado dijo...

Y aparentemente efectiva, Lucas.
Abrazo.

Leo Mercado dijo...

Y para que se ria, Noe.
Besotes.

Leo Mercado dijo...

Será para siempre Anónimo?

Leo Mercado dijo...

Abrazos, Maritza.

Leo Mercado dijo...

Mayte, a ver si algún día le ponés una imagen a alguno de mis textos....
Besos.

Leo Mercado dijo...

Yo no estoy atrapado, rulienta; soy el ser más libre que hay. No ves acaso mis alas enormes?
Inasible. eso soy.
Besos.

Leo Mercado dijo...

Absolutamente, Carina.
Besos.

Leo Mercado dijo...

Se es poeta por el pudor de mostrar, Lidia?
Gracias por la visita.
Besos.

Leo Mercado dijo...

JUAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA
No podés, no podés, no podés....

Leo Mercado dijo...

Gracias NL. Para mí es muy valiosa que estés y que digas lo que decís, siempre.
Un beso.

Leo Mercado dijo...

Noe: prefiero pensar que las palabras nos ayudan a estar más cerca....
Gracias por la visita y el comentario.
Besos.

Mayte Piera dijo...

Tomo nota Leo.
Un día te sorprenderé.
Besos

noe dijo...

Respecto a tu comentario de Cortazar, muy cierto, sí quel o creemos los tres. :-)
Gracias por la visita, por el enlace y por tus palabras.

Bss

Leo Mercado dijo...

Jajajaaja.
Bueno, Mayte.
Vemos...
Besos.

Leo Mercado dijo...

Abrazos, Noe.

Diego dijo...

Que bueno Leo. Te comento poco (mal por mí) pero en mi defensa puedo argumentar Admiración. Con pocas palabras llenas un mundo.
Abrazo hermano.
Diego.

Leo Mercado dijo...

Qué puedo decir yo entonces, Diego?
Gracias.
Abrazo grande.

Luna dijo...

Bastante sentido tiene la trampra para la niña...debe haber hecho un lío con los colores!!!

Anónimo dijo...

creo que conozco la niña tortuga...