domingo, 24 de mayo de 2009

7



hediendo
a tabaco
ardido

al fragor inmundo
de mis vísceras descarnadas

respiro áridamente

sabiendo que pronto
tu cuerpo fútil
sufrirá la cacería

que pronto
te desharé la boca

para que seas

nada


(De "El mar de un sorbo", 2009)

No hay comentarios: